¿Dónde quieres estar el año 2020?

Pareciera ser ayer cuando celebramos el inicio de un nuevo milenio, transcurrido el tiempo hoy nos vamos acercando a un cuarto de nuestro primer siglo, sin duda el tiempo pasa inexorablemente y con el paso de tiempo, ocurren cosas, vamos cambiando, evolucionando, envejeciendo y la mayoría de las veces sin darnos cuenta.

Seguimos en “automático” inserto en nuestra rutina de siempre, hoy pareciera que nada nos sorprende, hemos perdido nuestra capacidad de asombro y olvidamos con mucha facilidad lo que ocurre, somos más individualistas, estamos concentrados en nuestro quehacer y nuestra lucha incesante por tener más cosas, a pesar de ello, lo que siempre nos falta, es tiempo, lamentablemente no se puede comprar tiempo. Pero necesitamos tiempo para compartir, tiempo para pensar, reflexionar, tiempo para hacernos preguntas, tiempo para amar y amarnos.

Así el tiempo pasa y pareciera ser que pasa demasiado rápido, me pregunto, ¿habrá sido siempre así la velocidad con que paso el tiempo en el siglo pasado?

No podemos olvidar que son muchos los acontecimientos históricos vividos en tan poco tiempo en este comienzo de siglo, han pasado solo 16 años y unos meses y lo que nos ha tocado vivir creo afecta o transforma a cualquier persona, hoy vivimos en un mundo donde la política tradicional se está transformando, los líderes son seres extraños un solo ejemplo es la elección del presidente de Estados Unidos, uno de los Países más importantes del Mundo, ¿Pensó usted que podría existir una persona así en ese cargo de Presidente de EEUU?.

Pareciera ser que en este tiempo el ser humano esta en una búsqueda o etapa de redefinición o indefinición, ahora, en nuestros tiempos, en términos de valores, todo depende, la verdad ya no se admite, ahora hay muchas verdades, ahora la verdad no se sustenta en fundamentos, depende de como se intérprete, depende de como se digan las cosas y de quien las dice, así surgen espacios para la post verdad, donde la mentira se puede escuchar y entender como una “verdad” lo cual crea un ambiente de absoluta incertidumbre y falsedad, por otra parte, hoy las personas están más solas que nunca, las familias ya no son iguales a las tradicionales, el concepto tradicional papá-mamá e hijos se anuncia en retirada, está en extinción, así también la confianza se constituye hoy en un bien escaso, la lealtad en algo poco entendible, poco conveniente en un mundo lleno de intereses materiales y económicos, por otro lado la corrupción es hoy una conducta más común de lo que parece, la democracia esta en cuestionamiento y los mercados que eran expresión de libertad parecen no ser tan libres como se pensaba.

Como país hemos ido descubriendo que las competencias laborales son escasas en el trabajo, y en el día a día, son pocos los que pueden vivir sin estar conectado a Internet, WhatsApp, Facebook, o sin estar mirando sus correos electrónicos, ¿Imagina usted su vida sin su celular?, la tecnología en esta primera etapa de nuestro siglo se ha constituido en una dependencia y un sustituto de muchas cosas para el quehacer de las personas. La tecnología es una herramienta invasiva y a la vez necesaria en la vida de las empresas y las personas, que están diariamente full conectadas, pero increíblemente incomunicadas.
Comienzan a aparecer en el horizonte los Robots y la introducción de automatización de muchos procesos, que amenazan seriamente con superar y sustituir a los trabajadores básicos, en lo social la forma tradicional de hacer política ya no funciona y en lo económico se acabó la fiesta, se terminó el superciclo económico del cobre y los commodities, hoy descubrimos que somos uno de los países menos productivos del mundo y como si esto fuera poco, en lo social nos vamos acostumbrando a tragedias como; terremotos, erupciones volcánicas, e incendios con dimensión histórica.

Así las cosas en este inicio de siglo parece ser razonable tener esa sensación de vértigo permanente que nos acompaña, vértigo principalmente por la incertidumbre de las cosas y por las muchas cosas que nos a tocado vivir en tan poco tiempo.

Y hablando de tiempo, creo que nuestro principal desafío es salir del “automático” en que actuamos y darnos tiempo para pensar y reflexionar en que queremos para nuestro futuro cercano, al menos, definir que queremos en 3 años más, es decir para el 2020.

Lo único cierto es que, en estos últimos 15 años, todo cambió, vivimos una profunda transformación en todos los ámbitos, cambiaron las personas, los valores, la economía, el mercado, la competencia, la tecnología, las comunicaciones, los negocios, la tributación, la Contabilidad, etc. etc. etc.

En estos primeros 15 años ¡todo cambio!, por ello, en lo empresarial, con todo lo ocurrido, si usted piensa que haciendo lo mismo de siempre obtendrá los mismos resultados que antes, permítame insistir en que el mundo cambio y si quiere, sobrevivir al 2020 y tener buenos resultados a futuro, obligadamente va a tener que cambiar y adaptarse. No hay más tiempo para resistirse al cambio, la fiesta se acabó.

Yo también tuve que cambiar, cambie mi forma de ver el mundo y la empresa, hoy es distinta a como la veía hace 15 años, aprendí a escuchar las señales del mercado, aprendí a no matar al mensajero, aprendí a adaptarme, aprendí a aprender, aprendí a ser más responsable, aprendí a tener más tiempo para mi y tiempo para pensar y reflexionar, tiempo para pensar en lo que quiero y no quiero. Aprendí que la vida la construye uno y uno es el único responsable de la vida que tiene, aprendí a diseñar mi futuro y el de mi empresa, aprendí la importancia de definir y declarar… que quiero y para cuando. Del mismo modo como construyó mi vida construyó mi empresa “que quiero y para cuando”, esa primera declaración es la que fija mi actuar y establece mi propósito en mi vida.

Aprendí a estar ¡siempre atento!, la vida siempre envía señales, solo hay que estar dispuestos, atentos a escuchar y descubrir el trasfondo de los mensajes. También estoy aprendiendo a hacer lo que quiero con mi tiempo, mi tiempo es mi vida, no me gustaría terminar mis días sin saber porque hice lo que hice, para mi, la vida tiene que tener un sentido y trato de dárselo.

Por todo ello, los invito a darse tiempo para a reflexionar, a pensar donde y como quieren estar en el 2020, me parece un muy buen ejercicio para comenzar con nuestro proceso adaptativo en este nuevo e incierto mundo del nuevo milenio.

Hace 5 años decidí tomarme ese tiempo de reflexión y pensamiento, me fuí de Santiago, para dirigir la empresa desde nuestro Sur de Chile, cambié mi entorno, mi modo de vivir, cambie la forma de dirigir y administrar mi Cía. Solté algunas creencias como aquella que dice “a vista del amo engorda el caballo”, aprendí a confiar más en las personas, pero entendiendo claramente la importancia del control, aprendí que no existe la confianza sin control, creo que gracias a esa decisión de darme tiempo para pensar y reflexionar en la empresa que el país necesita para hoy y en el futuro, y la decisión de tomarme esos tiempos, unido a mis aprendizajes y pasión por lo que hago, hoy llego al 2017 con una empresa con futuro sustentable, aprendí no sólo a trabajar para el presente sino a darme tiempo para dibujar y diseñar nuestro futuro.

Sin querer ser soberbio y porque me he tomado mucho tiempo para pensar en el futuro de la Industria en que participamos, me atrevo a vaticinar y comentar con usted que todo cambiará en el ámbito de los profesionales de la Contabilidad y las empresas de servicios Contables. Las señales son claras, cambio la Contabilidad, IFRS será un standard, la forma de tributar cambia con la implementación de los nuevos regímenes tributarios, la reforma laboral también generará cambios importantes y el término de la fiesta de los commodities, creo exigirá mayor eficiencia y productividad a todas las empresas, en especial a las empresas Pymes.

Al año 2020 no todos los Contadores serán iguales como hoy, seguramente se establecerá un proceso de certificación de competencias en ciertas materias como las Tributarias y Laborales. Será preciso distinguir calidad y conocimiento en estos profesionales y esto se logrará con un proceso de certificación de competencias, por otra parte la factura electrónica estará plenamente integrada a los sistemas de Contabilidad, así, cuando se haga una factura electrónica esta se enviará automáticamente a la contabilidad para su Registro en Línea, la Contabilidad al día será ya un standard, en 3 años mas, existirán procesos tecnológicos más sofisticados, como la introducción y masificación del timbre electrónico y certificado digital aplicado a otros medios a objeto de afianzar y hacer mas fidedignos los balances financieros de las empresas y otros múltiples documentos y registros empresariales, de hecho, este será un requisito importante para que el sector bancario facilite y otorgue recursos económicos a las Pymes.

Por otra parte, las oficinas de Contabilidades se concentrarán, más de la mitad de oficinas contables tradicionales desaparecerán, principalmente aquellas que no evolucionaron y quedaron ancladas a servicios obsoletos y estructuras del “pasado”.

Para el 2020 la oferta de servicios contables estará basada en tecnologías y procesos que irán más allá de la tributación y teneduría de registros contables básicos, el servicio será más consultivo, más integral, más profesionalizado, satisfaciendo la necesidad de información en línea en distintas áreas del negocio de la Pyme.

El mercado de servicios contables estará compuesto por grandes y modernas empresas de servicios o clúster de servicios empresariales, los servicios no estarán concentrados en un radio geográfico cercano a la oficina del Contador como lo están hoy en día, las empresas de servicios serán mucho más globalizados y estarán conformadas por equipos de alto desempeño profesional y seguramente certificados. Un cambio transversal en todo tipo de empresas y servicios para el 2020 será el alto valor que el mercado asignará a la confianza y responsabilidad de las empresas proveedoras de productos o servicios, veremos un mercado mucho más exigente, exigirán empresas serias, responsables y con sentido social, el precio, como siempre, será importante, el valor justo a los ojos del consumidor será un requisito fundamental para competir.

 

En el 2020, habrá mucho menos emprendimiento y emprendedores que ahora, después del fracaso del actual programa de incentivo al emprendimiento en Chile, habrán entendido que no todos, ni cualquiera persona tiene competencias o talento para emprender, al año 2020 se entenderá que el emprendimiento esta reservado solo para unos pocos, solo para aquellos que son soñadores, tienen pasión y aman lo que hacen.

Bueno, el mundo siempre estará cambiando y evolucionando, creo que lo importante es salir del “automático” y tomarse tiempo, tiempo para escuchar las múltiples señales, tiempo para estar atentos y ser responsable de nuestras decisiones, por último, en todos los tiempos, el mundo necesitará de mucho amor para enfrentar el desafío de adaptarnos a distintas realidades para hacer de nuestro mundo, un mundo mejor y con sentido.

Tómate tu tiempo, te invito a pensar y reflexionar en lo que quieres y lo que no quieres. Escuchar, estar atentos, hacernos responsables, el actuar desde el amor parece ser el camino.

jorge_valenzuela

Artículo de Jorge Valenzuela Fernández.
Fundador y Gerente General de Transtecnia.
Creador Primer Software de Renta y Fut en Chile.
Postítulo Legislación Tributaria USACH.
Integrante de Comisión Tributaria de Cámara Nacional de Comercio.

Aun cuando el concepto de capital propio tributario (CPT) no ha tenido variaciones relevantes desde el año 1974 a la fecha, a partir del 1º de enero de 2017 se convirtió en el elemento central de la tributación de las rentas.
[Continúa]

Concepto de Capital propio tributario y la urgencia de actualizar la normativa vigente por parte del SII
Por: Luis Catrilef
¿Cómo podemos ayudarle?

Para poder atenderlo de forma ágil y eficiente puede contactarnos a través de nuestra Mesa Central.

O bien, pueden rellenar el siguiente formulario con sus datos y un ejecutivo de negocios Transtecnia se pondrá en contacto con usted a la brevedad.

¿Sabe cómo generar las Declaraciones Juradas en su sistema de Remuneraciones y de Contabilidad? Declaración 1887 Declaración 1879
¡Ya comenzó! Cyber Impacto Visite nuestra Webstore Ahora