Sebastián Guerrero: “Los contribuyentes van a sufrir el verdadero estrés (de la Reforma Tributaria) el próximo año”

Está en el ojo del huracán cuando se habla de Reforma Tributaria, porque el abogado Sebastián Guerrero fue uno de los expertos que, a solicitud de RN, participó en la negociación para llegar a un acuerdo en torno a este tema. Un acuerdo que permitió la coexistencia de dos regímenes: el semi integrado y la renta atribuida, cuya implementación ha complejizado la rendición de impuestos. Al igual que la mayoría de sus colegas, está por una simplificación del sistema con un retorno al integrado.

¿Cómo ha observado la entrada en vigencia de la Reforma Tributaria?

-Desde el punto de vista de los contribuyentes no ha sido sencilla. Ha habido una sobrecarga importante de información que debe ser procesada y entregada al Servicio de Impuestos Internos, SII, mediante declaraciones juradas, que ha implicado ajustes importantes de los contribuyentes para adaptarse a esta realidad, con un alto costo para algunos. Desde el punto de vista del SII, ha sido bastante buena aunque todavía hay resoluciones pendientes respecto a información que debe entregarse. Pero la gran prueba será el próximo año con la operación renta 2018, ya que será el primer año de vigencia de los nuevos regímenes, que es donde están las principales complejidades, se vislumbran tiempos complejos para los contribuyentes.

¿Está por corregir la Reforma?

-No hay dos opiniones en cuanto a que hay que simplificarla. La existencia de dos regímenes tributarios con tasas diferentes no es buena, produce distorsiones y muchas complejidades, pese a los esfuerzos en la “reforma a la reforma”. Debe volverse a un sistema integrado. Adicionalmente, se han producido distorsiones, por ejemplo, en la tributación a extranjeros domiciliados en países sin Tratado donde hay importantes industrias del mercado financiero que se han visto afectadas, lo cual es conveniente corregir.

¿A qué se refiere?

– A la gran industria de los fondos de inversión, los cuales por diversas razones regulatorias se encuentran domiciliados en Luxemburgo, entonces quienes invierten en esos fondos se encuentran con una tributación mayor que lo otros donde no hay Tratado.

Volviendo a lo anterior: el subsecretario de Hacienda, Alejandro Micco, ha dicho que volver al integrado implicará menor recaudación, ¿es así?

– El parcialmente integrado implica mayor recaudación, en eso no hay duda y el subsecretario tiene razón. Sin embargo, este sistema semi integrado con renta atribuida está causando problemas, enredos, complicaciones, que deberían ser compensados por otras vías. Además, está comprobado que está afectando el crecimiento, y aquí no hay dos opiniones.

De cara a un nuevo período presidencial, ¿está de acuerdo con otra reforma?

-Absolutamente, aunque es claro que no será fácil debido a la gran carga fiscal que un nuevo gobierno heredará.

¿Cuál sería su propuesta?

-Aparte de volver a la integración total y establecer una tasa de impuesto de Primera Categoría igual para ambos regímenes, soy partidario de avanzar en una reforma tributaria destinada a la clase media que sufre una carga tributaria y financiera importante. Debemos estudiar seriamente replicar lo que se hace en otros países OCDE donde las personas naturales pueden rebajar los gastos que incurren en salud, vivienda y educación. Hoy existen algunas franquicias en Chile, sin embargo, estos beneficios son insuficientes y llega a pocas familias, creo que cualquier nueva reforma debe plantearse seriamente poner el foco en las personas.

¿Hay alguna alternativa pro inversión que no implique volver al FUT (Fondo de Unidades Tributables)?

-Si se recupera la senda del crecimiento, la mayor recaudación llegará en forma inmediata, porque lo que está frenando la inversión es lo engorroso del sistema y las altas tasas. También hay que tomar en cuenta que volver a la integración tampoco pasa necesariamente por volver al FUT, porque existen otros mecanismos a explorar como el de Australia u otro. Ahora los registros van a existir siempre, y el FUT es eso. También hay que ser realistas y admitir que un cambio no se podrá hacer en forma inmediata, será muy complicado.

¿Y en ese sentido es necesario someter a los contribuyentes a un nuevo estrés?

-El verdadero estrés lo van sufrir el próximo año, cualquier reforma que simplifique y baje la carga tributaria a las personas, aunque sea de manera gradual, será siempre bienvenida. En definitiva, van a quedar más contentos con un sistema de menor estrés aunque sea otro cambio.

¿Es adecuado abrir nuevamente la ventana para pagar el FUT como señaló el ministro de Hacienda?

-Si el objetivo de abrir esta ventana es puramente recaudatorio en el corto plazo, no me parece adecuado, ya que esta ventana es “pan para hoy y hambre para mañana”. Esta ventana puede ser muy tentadora para recaudar más en el corto plazo, sin embargo, la recaudación futura por impuesto global complementario se verá afectada, impactando los ingresos fiscales en el futuro por lo que creo debiera ser vista por un próximo gobierno, que éste determine qué mecanismos quiere usar en el corto plazo.

Por otro lado, ¿corre el riesgo de no pagarse nunca?

-Hay que analizarlo con cuidado. Si no se van a pagar nunca es porque esos recursos, en teoría, están invertidos en las empresas y si alguien está haciendo mal uso del FUT hay que fiscalizarlos y en eso el SIII ha sido bastante efectivo.

¿Hay algún tema en específico que resultará ser un cuello de botella para la vigencia total de la Reforma el próximo año?

-Creo que más que cuellos de botella, el gran problema estará en la preparación de las nuevas declaraciones que deben presentar los contribuyentes. Por otra parte, creo que debe simplificarse la redacción de la norma general anti elusión, la cual, si bien es importante y necesaria, es de difícil comprensión.

¿En qué sentido simplificarse?

-Esta norma es el corazón de la reforma y si bien soy partidario de que se aplique y se impidan todas las figuras distorsionadoras para evitar el pago de impuesto, siendo realista la redacción de la norma no quedó simple, y da para mucha interpretación. Entonces, se podría simplificar la redacción sin que pierda su eficacia.

“Debate por cobro de impuestos a los seguros: “La doctrina del SII no es nueva”

Ante el tema de los seguros de vida, ¿es correcta la doctrina del Servicio de Impuestos Internos, SII, de sólo liberar del pago de impuestos a las indemnizaciones?

-Comparto la doctrina del SII en esta materia, la que por lo demás no es nueva. En lo personal he dado opiniones en el pasado sosteniendo una tesis similar a lo que establece el servicio

¿Hay un cambio en la forma de resolver este asunto considerando que muchas compañías afirmaban que las modalidades de seguros de vida no pagaban impuestos?

– La tributación de las indemnizaciones por seguros de vida es clara y el SII ha reiterado lo que dice la ley, esto es, que son ingresos no renta. El tema está en los seguros con ahorro, donde quien toma el seguro le aporta como prima parte o todo su patrimonio a una compañía de seguros, quien administra esta prima y, en caso de muerte del asegurado, el monto de la prima pasa a los beneficiarios. En este sentido, puede haber sido una sorpresa para algunas compañías que entendían que todo era indemnización no afecto a impuestos.

¿Este sistema era utilizado para “evadir” el impuesto a la herencia?

-Es posible que alguien lo haya utilizado con dicho propósito.

Si el SII insiste con su tesis, ¿se puede recurrir a tribunales?

La sola dictación del oficio no es recurrible ante los tribunales, pero sí se puede rebatir dentro de un proceso de fiscalización.

¿Los clientes pueden ir contra las aseguradoras por “publicidad engañosa” u otra figura?

– Creo que las compañías de seguros que han ofrecido este producto, lo han hecho interpretando estas normas de buena fe.

¿Debe haber un tiempo para “ajustarse” como han solicitado las aseguradoras que ofrecían este producto?

– No entiendo a que se refieren con ajustes, a lo mejor se pueden referir a la información requerida pero hasta hoy no se exige ninguna declaración jurada solicitando dichos antecedentes. Lo que hizo el SII fue interpretar una norma vigente, y en mi opinión no hay nada nuevo. Comparto la doctrina del servicio.

¿Pueden ser fiscalizados los contribuyentes que ya hicieron uso de esta ventana?

– Sí.

Delitos tributarios: “Cuestionamiento no es culpa del SII, sino de la política”

¿Qué opina del proyecto de ley que permitiría a la Fiscalía querellarse en delitos tributarios?

-Soy absolutamente contrario no sólo en la forma, sino en el fondo. Modificar esta facultad exclusiva del Servicio de Impuestos Internos producirá serios impactos en los procesos de fiscalización que lleve a cabo el SII. Quienes no lo ven, simplemente no saben cómo funcionan las fiscalizaciones ni cuál es el rol del SII.

¿Por qué no dejarlo en manos del Ministerio Público que permitirá que la querella sea más transparente?

-Ello va a afectar necesariamente los procesos de fiscalización, porque muchas veces cuando hay dudas de interpretación, de apreciación, los contribuyentes van llegando a consenso con el SII y eso es muy eficiente en términos recaudatarios. Frente a un hecho discutible jurídicamente, ¿quién llegará a acuerdo si a sabiendas habrá otro servicio que podrá presentar otra querella?

Pero el SII está puesto en tela de juicio…

-Los problemas del SII han surgido en el último tiempo, hay que mirarlo en los últimos años cuando ha sido tremendamente eficiente y nunca había sido cuestionado. El cuestionamiento hoy es político y no es culpa del SII, sino de la política.

Artículo de Miriam Leiva

Fuente: Pulso

Comparte este post

Share on whatsapp
Share on facebook
Share on linkedin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X
0
    0
    Carro de Compras
    No tienes comprasAgregar Módulos