Gasto público deberá contraerse 0,5% en IV trimestre para cumplir proyección de 4%

Inicialmente el Presupuesto 2017 contemplaba un crecimiento del gasto público de 2,7%; sin embargo, este escenario cambió en julio pasado cuando el ministro de Hacienda, Rodrigo Valdés, y el director de Presupuestos, Sergio Granados, entregaron la actualización del estado de las finanzas públicas a la Comisión Especial Mixta de Presupuestos. En esta instancia, la proyección de gasto público subió a 4%, lo que le daría un poco más de espacio fiscal al Gobierno.

No obstante, llegar a cumplir esta proyección no será nada de fácil, puesto que el primer semestre el erario fiscal se expandió 5,6%. Por ello, si el Ejecutivo quiere lograr esta meta, deberá frenar el gasto. De acuerdo a cálculos del académico de la Universidad de Santiago y ex subdirector de Presupuestos del gobierno de Sebastián Piñera, Guillermo Pattillo, el tercer trimestre el gasto debería crecer no más allá de 2,5%, mientras que para el cuarto trimestre tendría que contraerse 0,5%.

“El crecimiento del gasto presupuestario en 2017 tendría que ser, como máximo, alrededor de 3%, dado que a éste se suma el extrapresupuestario”, precisó el experto.

Pattillo añadió que esto en el papel es un proceso difícil “por las presiones de gasto y sobre todo hacia la última parte del año, pero se pondrá a prueba la voluntad política de Hacienda de cumplir la meta”. Se puede, es viable, pero complejo políticamente, porque significa que la tasa de expansión tiene que reducirse a 1,5% en el segundo semestre”.

Presupuesto 2018

Para Pattillo, hay dos cosas que van a marcar el recuerdo de esta gestión. Una el cumplimiento del Presupuesto 2017 y la segunda la elaboración del Presupuesto 2018. “En el presupuesto 2018 existe la posibilidad de hacerlo austero o no. Y hacerlo austero conlleva a que debe crecer menos de 3% ,y por lo tanto, es un desafío grande en un momento difícil, porque estará cruzado por el año electoral, las presiones de gasto serán fuertes”.

Para el economista, el momento clave será cuando se presente el informe de finanzas públicas junto a la Ley de Presupuestos 2018. “Cuando aparezca el informe financiero de la Dipres vamos a ver la magnitud de las holguras negativas, que ya hoy se advierten para todo el próximo Gobierno”.

Para Pattillo, la próxima administración tendrá un panorama bastante complejo fiscalmente hablando. “Tendrá que hacer un esfuerzo titánico, porque adicionalmente a la estrechez fiscal se ha generado una expectativa de otorgar servicios sociales de todo tipo de apoyo y gratuidad que es complicado quitarlo y volver a la realidad de que los recursos no alcanzan para cubrir todas esas demandas”.

Estrecho margen

Otro factor a considerar es que si el Gobierno que llegue quiere mantener la trayectoria de reducir el déficit fiscal en 0,25% por año, el espacio para gasto público será aún más reducido, ya que si quiere realizar nuevas políticas que impliquen gasto tendrá que reasignar recursos o bien eliminar programas mal evaluados y utilizar ese gasto en nuevas medidas. En ese sentido, y considerando un PIB tendencial de 2,8% y un precio del cobre de US$2,57 la libra, el crecimiento promedio del gasto público entre 2018 y 2021 será de 2%. De esta manera, en 2018, la expansión fiscal sería de 3%; en 2019 bajaría a 2%, en 2021 a 1,8% para cerrar el período en 1,5% de expansión. De ser así, el déficit fiscal estructural partiría en 1,45% en 2018 para llegar a 0,7% en 2021.

Artículo de Carlos Alonso

Fuente: Pulso

Comparte este post

Share on whatsapp
Share on facebook
Share on linkedin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X
0
    0
    Carro de Compras
    No tienes comprasAgregar Módulos
    💻 Nuevo Webinar - La contabilidad: El lenguaje del negocio y mercado financiero ➡ Más Información
    Hello. Add your message here.